En la revista El Duende, me invitan a hablar de lo que más me apasiona, la ilustración científica, junto con Miquel Baidal Crespo (ILLUSTRACIENCIA), Hugo Salais López, Maddi Astigarraga Bergara, Laura Pablo y David Camerón.

Aquí podrás leer el artículo de la revista El Duende, y aprovecho para compartir nuestra conversación completa.

¿Cuál ha sido tu formación universitaria? ¿De qué manera has llegado a la ilustración científica?

Me he licenciado en Diseño en la Universidad de Aveiro, en Portugal. Una carrera que enfoca en diseño de una forma holistica: el diseño estratégico combinado con el diseño de producto y el diseño gráfico, donde la ilustración era una de las asignaturas que tuvimos a lo largo de los 4 años de formación. Después de trabajar 7 años como diseñadora gráfica en agencia, decidí lanzarme como freelance y dedicar una parte de mi tiempo a refinar mis habilidades de ilustración, ya que la echaba de menos en mis proyectos. Realicé varios cursos, dónde me crucé con el módulo de ilustración científica y descubrí una metodología y área que encajaban perfectamente con mi personalidad paciente, curiosa y rigurosa. Continué mi formación en la academia Illustraciencia y también de forma autodidacta, y estoy segura de que este es el camino que me apasiona.

¿En qué rama de la ilustración científica te mueves?

Me muevo sobre todo dentro del área de la biomedicina, medicina y anatomía. Me fascinan las intrincaciones del cuerpo humano y su funcionamiento así como el reto de representar los complejos temas biomédicos donde muchas áreas se interceptan. La ciencia avanza en esta área a una velocidad abrumadora y estoy segura que la ilustración científica tiene el poder de ayudar a transmitir todo este conocimiento. Disfruto muchísimo ilustrando libros de divulgación dirigidos a los más pequeños, como «El cerebro humano explicado por Dr. Santiago Ramón y Cajal» o «La genética explicada por Dra. Barbara McClintock», escritos por el Dr. Pablo Barrecheguren. Sin embargo, me encanta aventurarme en otras áreas de la ilustración e infografía científicas, sobre todo la zoología, los insectos son mis favoritos.

¿Cuál es tu proceso de trabajo a la hora de crear una ilustración? ¿Cuáles son tus herramientas?

Partiendo de mi formación artística, para conseguir transmitir la información científica rigurosa en mis ilustraciones, la colaboración con el cliente, o con un experto, es esencial desde el inicio al final del proyecto. Empezamos por redactar un briefing completo y comprender sus objetivos para poder definir la mejor estrategia de comunicación. El cliente me ofrece su apoyo a la hora de reunir documentación y referencias que me ayudan a entender la información que queremos representar, además de revisar mis propuestas y bocetos para asegurarnos de que los contenidos de la ilustración son correctos, antes de pasar a la fase de render final y/o color. Actualmente trabajo mis encargos con técnicas digitales (Affinity Photo, Affinity Designer…), por las ventajas que ofrecen a la hora de editar y corregir, aunque he aprendido y practicado el dibujo toda mi vida usando las técnicas tradicionales(grafito, tinta, acuarela…). Creo que el modelado 3D (o esculpiendo de forma tradicional) son herramientas muy útiles para representar algunas formas y perspectivas complejas. También tengo muchas ganas de ampliar mis conocimientos de animación.

¿Cuál es tu sello de identidad? ¿Qué te diferencia?

Nunca consideré que tuviera un estilo gráfico personal, o de autor. Sigue en proceso. Creo que me distingo por mi atención aldetalle y creatividad para encontrar soluciones originales. Y por trabajar los proyectos de una forma integral, desde la tormenta deideas, pasando por el concepto, ilustración, diseño gráfico y Artes Finales.

Con mi bagaje de diseñadora gráfica, aplico la misma filosofía a mi trabajo de ilustración científica: creo que el proyecto debe reflejar en primer lugar la personalidad e identidad del cliente y de la audiencia, antes que la mía. Por eso, creo que uno debe permitirse una cierta flexibilidad a nivel de estilo gráfico y he utilizado diferentes técnicas en mis ilustraciones, para cumplir con distintos objetivos: más formal y realista para documentar, más caricatura para divulgar a los más jóvenes, más sencilla y vectorial para explicar, más decorativa para llamar la atención…etc. Pero es imposible no repetir aquellas técnicas y estilos que uno más disfruta, en mi caso: aquellos que nos inspiran y recuerdan las ilustraciones científicas del sig XIX, con las técnicas de punteado y trama de tinta, o aquellas ilustraciones que se coloreaban a mano por encima de la impresión a blanco y negro, donde se notan las texturas del lápiz y del pincel.

¿Qué debe tener un buen ilustrador científico?

En primer lugar, creo que un buen ilustrador científico debe saber tomar buenas decisiones creativas, y para ello tener conocimiento de estrategias de comunicación, diseño y buena cultura visual, combinadas con una gran curiosidad y gusto por aprender e investigar nuevos temas científicos en cada nuevo proyecto. La objetividad, la representación rigurosa y creativa a la vez (no necesariamente hiperrealista), son las bases fundamentales de nuestro trabajo. La habilidad de dibujo es importante, por supuesto, pero más importante es saber cuál es la mejor forma de representar la información de acuerdo con los objetivos del cliente, sobre todo en aquellos proyectos que requieren visualización de datos, infografías o ilustraciones no-figurativas. La dirección creativa es algo que ninguna máquina, o IA, podrá reemplazar y representa el esqueleto que sostiene un proyecto gráfico que funciona.

¿Qué opinas sobre la IA en este campo?

La IA no es más que una nueva herramienta, que si es utilizada sin criterio, genera malos resultados, o mediocres. Las herramientas de IA generativa tienen la habilidad de ejecutar una orden de forma muy rápida, pero no tienen la capacidad de concebir esa orden, o comprender los objetivos, el contexto, los errores o la calidad de lo que ha hecho. Personalmente, no he usado la IA en mis ilustraciones (tal vez porque siento que no tendrían el mismo valor, y disfrutaría menos del proceso), pero considero que en las manos de profesionales creativos, ilustradores, diseñadores… la IA generativa puede ser una herramienta util para ejecutar y agilizar algunos pasos intermedios de nuestra metodología de trabajo (siempre que no sea robando estilos o obra ajena), no creo que tenga la calidad para generar resultados finales originales. Para conseguir un trabajo creativo de calidad, original y riguroso, no basta con saber escribir un prompt detallado: es necesario considerar muchas variables del proyecto, tener imaginación, criterio, cultura visual, conocimiento sobre el tema científico que se representa y plantear la mejor forma de hacerlo y esto solo lo pueden concebir los artistas gráficos profesionales, no las herramientas.

¿Hasta qué punto es importante la Ilustración Científica?

¡Hasta el máximo punto! hahaha

A veces no nos damos cuenta, pero en nuestra vida estamos rodeados de ilustración científica, es esencial para documentar ytransmitir el conocimiento humano. La vemos en los libros de texto, en los museos, en los parques naturales, apps didácticas, enlas consultas de los médicos…por no hablar en las publicaciones especializadas y revistas científicas.

Con la ilustración científica podemos conocer los dinosaurios, las civilizaciones antiguas, conocer nuestro cuerpo por dentro,comprender tratamientos médicos, ver los virus y las moléculas, los agujeros de gusano en el espacio, la estructura de unhormiguero por dentro o la migración de las mariposas…

Es cierto que contamos con la fotografía, el vídeo, las animaciones… pero la ilustración sigue siendo uno de los principales recursos para documentar y divulgar la Ciencia y la Historia de forma accesible. Sirve para visualizar datos, para educar e inspirar, para representar aquellas verdades y procesos que no podemos ver, ni describir con mil palabras.